Skip to main content

Travesuras de un niño miope

por Huilo Ruales

Travesuras de un niño miope.
Ilustración: Miguel Andrade.

Cierta vez, bien apegado a la pared como siempre, pasaba delante de un billar. De pronto, escuché un barullo que empezó con el correteo de una sombra y detrás los gritos de agarren-al-ladrón. Nadie me vio recoger del suelo una bola, grande como manzana que, después de estrellarse contra la acera, rodó hasta mis punteras. Tendría entonces unos siete años. Maravillado con el hallazgo, me distancié en sentido contrario al tumulto.

Tal era mi emoción que, en lugar de enrumbarme hacia mi casa, por primera vez solo tomé la calle que conducía al puente sobre la autorruta. En un terreno baldío jugué a mi gusto con la bola, que era roja como la sangre y tenía grabado el número 3. Fascinado por su redonda perfección y su peso casi irreal, la examinaba, la sopesaba y la hacía rodar o la lanzaba apuntando a las nubes o hacia adelante, lo más lejos posible, mientras imaginaba que era un planeta viajando en el universo. Hasta cuando aterrizó en medio de unos hirsutos matorrales, sobre un bollo de mierda. La limpié con hierbajos y hojas de cuaderno, pero seguía apestando.

Por fin, encontré un grifo público donde la lavé hasta dejarla como nueva y más roja, más brillante que antes. Recién, entonces, me percaté del enorme puente. Su murmullo de cascada, su altura que daba vértigo. Los autos y los camiones pasando como balas debajo de mí, y yo, solo en el mundo, apoyado el mentón en la baranda viendo hacia abajo. Era una sensación maravillosa y excitante, como si la autorruta fuera una galaxia en movimiento perpetuo, y yo, un dios que había desprendido del orden cósmico el planeta 3, nada más que para acariciarlo entre sus manos.

Has llegado al límite de artículos gratis para este mes.
¡Lee sin límites! HAZTE PREMIUM o Iniciar sesión
Imagen de perfil

Acerca de Huilo Ruales

Escritor ecuatoriano cuya obra abarca todo tipo de estilos, desde la novela, crónicas, teatro, poesía, cuentos y microrrelatos. Es considerado uno de los escritores contemporáneos más importantes del país; sus obras han sido traducidas al francés y alemán.
SUS ARTÍCULOS