Skip to main content

Las gallinas felices salvarán las ciudades

por Gabriela Verdezoto Landívar

Gallinas felices
Fotografía: ® SHUTTERSTOCK.

En las ciudades, los gallineros caseros suelen verse como retraso, falta de glamur y pobreza. Sin embargo, estas plumíferas podrían salvar el planeta.

Si la basura orgánica fuese tratada de mejor manera, los costos de recolección bajarían: esta lógica es la que hizo que algunos municipios de Francia regalaran gallinas para que consuman parte de los desperdicios. Desde 2014 ciudades como Toulouse, Marsella y la región de Alsacia trabajan con asociaciones de adopción de gallinas ponedoras. Los solicitantes deben llenar algunos documentos en línea o ir a las oficinas municipales para llevarse dos animales hembras a su casa, como explica un comunicado de la ciudad de Colmar en la que aseguran que las gallinas son las “estrellas del jardín”.

De acuerdo con el sitio Colmar.fr, una de estas aves consume alrededor de trescientos gramos diarios de desechos orgánicos, que, al año, podría significar la reducción de alrededor de cien kilos de estos desperdicios. Entre los requisitos que estas comunas francesas ponen para donar el par de gallinas se incluye que tengan al menos cinco metros cuadrados de patio por animal, agua fresca todos los días, limpiar a diario el gallinero, un lugar para que estén al abrigo y duerman tranquilas.

Has llegado al límite de artículos gratis para este mes.
¡Lee sin límites! HAZTE PREMIUM o Iniciar sesión

Etiquetas:

Imagen de perfil

Acerca de Gabriela Verdezoto Landívar

Periodista, geógrafa y viajera. Cursa la maestría de literatura con mención en escritura creativa en la Universidad Andina Simón Bolívar. Finalista del concurso Excelencia Periodística de la SIP 2022. Madre de dos niños pequeños.
SUS ARTÍCULOS