Tripa mistik

Rafael Lugo Naranjo
Elbroli, Quito, 2022

“Una cruda e hilarante descripción del homo ecuatorianus”, reza el comentario en la contratapa de este libro que, en verdad, hace reír al lector desde la primera página. Y no es solo un buen manejo del humor, es una profunda reflexión sobre este pequeño país perdido en la lobreguez de sus propios habitantes.

El autor nos conduce por episodios evangélicos conocidos, aplicados a la realidad nacional, la política, las relaciones, las disputas. Es una narración irreverente de una campaña para salvar al mundo, con personajes como Jesús, tentado por el diablo: “a ver, si eres el Hijo de Dios, lánzate de aquí a la 10 de Agosto justo cuando pase el trole. Veamos si tu Padre te manda algún ángel para que te salve al vuelo”.

Jesús es el candidato, pero no quiere hacer ningún milagro para que le crean. “Si no tienen fe no podrán salvarse y punto”.

Moisés, que explica su peregrinar por el desierto y el cuento del mar Rojo. La Isis egipcia, Noé y Shaitán, el experto en temas electorales que dirige la campaña de Jesús.

En el bando enemigo, El Brayan (hermano del Diablo) que vive en el cráter del Cotopaxi, con unos gigantes. El cura pedófilo es su candidato.

Se mezclan los versículos de la Biblia con dichos ecuatorianos y es inevitable identificarse con estos caminantes trabajados desde la ironía más recalcitrante que hablan como nosotros.

Provocador, a ratos rayano en lo absurdo, pero es tan coherente la descripción de personajes y situaciones que, al cerrar las páginas, la risa no se irá por un buen tiempo.

Te podría interesar:

¿Te resultó interesante este contenido?
Comparte este artículo
WhatsApp
Facebook
Twitter
LinkedIn
Email

Más artículos de la edición actual

Recibe contenido exclusivo de Revista Mundo Diners en tu correo