Skip to main content

Alexander Hirtz, un “ecuatorianista completo” apasionado de su país

por Mónica Almeida

El geólogo Alexander Hirtz, impulsor del Museo de Ciencias Naturales y del Jardín Botánico de Quito, cuenta algunas de sus aventuras y propone un sueño para darle la vuelta a la Mitad del Mundo.

Alexander Hirtz.
Fotografías Christoph Hirtz

Su universo, intelectual y físico, es polifacético. En un momento puede hablar de una orquídea en uno de sus cinco viveros, referirse a un fósil hallado en una excavación o mostrar una hermosa colección de silbatos precolombinos —que es solo una parte de las miles de piezas que custodia—. Así es Alexander Hirtz (1951), geólogo de profesión, botánico y zoólogo por ósmosis, coleccionista por herencia y arqueólogo aficionado.

Este explorador aventurero ha colaborado en el descubrimiento de más de mil orquídeas y bromelias, de las cuales 78 llevan su nombre, como la espectacular Dracula hirtzii. Donó parte de su colección de minerales para iniciar el Museo de Ciencias Naturales (ahora cerrado) y fue uno de los fundadores del Jardín Botánico de Quito. Incansable, a sus 72 años aún tiene muchos sueños por cumplir.

Has llegado al límite de artículos gratis para este mes.
¡Lee sin límites! HAZTE PREMIUM o Iniciar sesión

Etiquetas:

Imagen de perfil

Acerca de Mónica Almeida

Becaria del programa Journalistes en Europe, en París, y de la Nieman Foundation for Journalism at Harvard University. Está asociada a las plataformas periodísticas Connectas, Clip e ICIJ, con esta última formó parte del grupo mundial de periodistas que publicó las series Panama Papers y Pandora Papers.
SUS ARTÍCULOS