Skip to main content

Mundo Diners al día

Kevin Johansen: “Lo creativo es contestatario”

por Juan Camilo Rincón

Concierto
Liniers y Kevin Johansen se presentarán el 11 de abril, en el Teatro Bolívar.

Después de catorce años, el diseñador gráfico Liniers (Ricardo Siri) y el cantautor Kevin Johansen regresan a Quito con su show de dibujo, música y humor. Conversamos con el argentino sobre esa relación que trasciende el escenario, y el poder de la literatura en su creación.

Kevin Johansen

¿En qué momento ustedes hicieron clic y se dieron cuenta de que podían montar este proyecto que ya cumple 16 años?

Fue algo gradual. Le pedí a Liniers que me dibujara unos pingüinos para la presentación de mi álbum 'Sur o no Sur' (2003) y empezamos a pensar cosas que él podía hacer en un mural. Luego, un amigo en común que es parte de nuestro equipo, que maneja la parte visual de las cámaras y todo eso de lo que hace Liniers, dijo: si él hace algo con los dibujos y vos hacés algo con la música, ¿por qué no juntan las dos cosas y se ríen arriba del escenario? 

Al comienzo él no estaba propiamente en el escenario…

Claro, empezó tímidamente, primero tras bambalinas, casi. Él dibujaba sobre un pad de computadora, pero estaba atrás. Según Ricardo, yo le dije: Pero, Ricardo, ¡la fiesta está acá, en el escenario! Él era muy tímido −aunque un falso tímido, porque entra en confianza y perdimos todos−, así que fue una cosa que se fue dando orgánicamente. En un momento pensamos: ¿por qué no ponemos una cámara que vaya reflejando los dibujos sobre cada tema, que sea libre, improvisado? Nunca ensayamos; siempre fuimos encontrando y fijando cosas que nos interesaban.

¿Cómo logran divertirse y que siga siendo toda una experiencia, además tan espontánea?

Cuando vino la pandemia él ya se había ido a vivir a Vermont, entonces decíamos en broma: Él, que es del sur, va al norte, y yo que soy del norte de Alaska, voy para el sur. Estábamos lejos y hubo un momento donde no pudimos hacer más el espectáculo; yo estaba haciendo otras cosas, pero normalmente nos extrañamos. En la pospandemia decidimos hacer un regreso, una fiesta, y nos encantó volver a encontrarnos.

Pero creo que más allá de la vigencia hay un elemento de sorpresa que no queremos perder, donde él puede decir algo que yo no espero, o puede hacer algo con sus trazos de lo que yo no me entero. Ahora tenemos una suerte de monitor donde vemos más o menos lo que está pasando, pero a mí me gusta también tomarlo por sorpresa, de pronto hacer una canción que él no tiene en la lista. Entonces está ese elemento de poder improvisarnos el uno al otro.

Su trayectoria

  • Su música mezcla géneros populares de su país con sonidos del rock alternativo y el pop anglo, por lo que alguna vez se denominó a sí mismo un “des-generado”.
  • Tocó algunos años en el famoso club neoyorkino CBGB, donde también se presentaron bandas como Sonic Youth, The Clash, Blondie y The Police.
  • Es fundador de la banda The Nada (un juego de palabras entre la nada y de nada), con la que grabó su primer álbum en el año 2000.
  • Su álbum 'Sur o no sur' (2002) fue nominado en los Premios Grammy en las categorías Álbum del año, Canción del año y Mejor video musical por 'La Procesión'. 
  • En 2012 editó el álbum 'BI' en el que participaron, entre otros, Lila Downs, Natalia Lafourcade, Paulinho Moska y Rubén Rada.
Johansen

¿Han tenido algún momento de quiebre?

Creo que no. Es una amistad que está en el escenario y no nos hacemos mucho problema para hacer algo tan pensado. Es muy orgánico porque parte de lo creativo. Siempre digo que él hace algo que no se escucha, y yo hago algo que no se ve. Lo interesante es que yo no soy solo un cancionista que hace baladas sentidas arriba de un pedestal, super solemne, ni él hace solamente el chiste fácil.

Él tiene cosas super poéticas, muy profundas; caza la onda de lo que yo quiero decir, y capaz que hace una yuxtaposición y tira una cosa divertida en un momento solemne mío, o en un momento divertido él tira algo que hace que la gente tenga lágrimas en los ojos. Eso es algo que también nos retroalimenta y nos renueva.

¿Cómo siente que está contando la música lo que pasa en nuestros países?

Yo creo que todo el tiempo está implícito lo que uno piensa política y éticamente, en la estética. Es decir, entra la ética en la estética. Hay algo implícito en lo que hacemos, desde lo creativo, que ya es contestatario y lo hacemos manifestando lo que vemos, cómo lo vemos, pero no desde un pedestal, desde una cátedra; creo que a veces caemos en esa tentación, y también en la de bajar el perfil sobre cosas que no conocemos, de las que no estamos bien informados. 

¿Cómo asume la relación entre la música y la literatura?

Pues ya tenemos nuestro primer nobel en Bob Dylan, que vio la canción como un género literario en sí. La poesía en prosa es un género y está enlazado con la literatura, con todo eso de lo que uno se nutre. Yo tuve la fortuna de tener una madre literata, escritora, licenciada en Filosofía y Letras, así que desde mi temprana adolescencia me hizo leer '1984' de Orwell, Stevenson, Cortázar, y veía que ella leía a Simone de Beauvoir, Erika Jong.

Hay una frase muy linda de Akira Kurosawa, el director japonés: “El verdadero artista no desvía la vista”. Es un ejercicio dificilísimo porque somos todos cobardes y desviamos la vista en muchas ocasiones en las que no queremos mirar algo. Hay que estar atentos a eso, tratar de no desviar la vista, no hacerse el sonso, hacerse el que no ve, y tratar de retratarlo de algún modo en las canciones.

Etiquetas:

Imagen de perfil

Acerca de Juan Camilo Rincón

Periodista, escritor e investigador cultural. Escogido entre las mejores crónicas de El Tiempo en 2014 y 2018-2020, y reseñista literario para ese diario colombiano. Libros publicados: Ser colombiano es un acto de fe. Historias de Borges y Colombia, Viaje al corazón de Cortázar, Nuestra memoria es para siempre, y Colombia y México: entre la sangre y la palabra.
SUS ARTÍCULOS