Skip to main content

Catlovers: los gatos, nuevos dioses del siglo XXI

por Julia Gutiérrez

La costumbre de adoptar gatos y consentirlos llega con fuerza al Ecuador

catlovers ecuador
Fotografía: Shutterstock

Los gatos han sido amados y odiados a lo largo de la historia, pero nunca han pasado inadvertidos. Los egipcios los veneraron y momificaron por ser la encarnación de Bastet, diosa del amor, la armonía y la protección. En el Antiguo Egipto se encontraron millares de momias de gatos, con lo que se deduce que era el animal de compañía más querido.

No fueron los únicos que les rindieron culto. La mitología nórdica y germánica describe a la diosa Freya conduciendo un carro arrastrado por dos enormes gatos. En Oriente también están presentes. Li Shou era un dios gato de China al que hacían ofrendas para mejorar las cosechas, y en la mitología japonesa los bakeneko eran gatos con poderes sobrenaturales

Hoy, los adoradores de los gatos se denominan catlovers, como término genérico, aunque se ha hecho muy popular el nombre de Karen para referirse a ellos. En las redes sociales circulan miles de memes que aluden a la vida cotidiana de Karen (si es mujer) y Karen macho (en el caso de los hombres) y su relación de “esclavitud” con sus gatos para consentirlos. Esta tendencia mundial en la que, nuevamente, se endiosa al gato, ya ha llegado al Ecuador y está ganando adeptos.

Has llegado al límite de artículos gratis para este mes.
¡Lee sin límites! HAZTE PREMIUM o Iniciar sesión

Etiquetas: