Skip to main content

Mundo Diners al día

Alexandra Trujillo: "violentar un bosque es como violentar un cuerpo"

por Damián De La Torre Ayora

Alexandra Trujillo
Alexandra Trujillo con uno de sus carteles en Times Square, Nueva York. Foto: Cortesía.

La artista ecuatoriana, Alexandra Trujillo hizo un llamado en favor de la naturaleza y en contra de la violencia, mediante un performance, en pleno Times Square, en Nueva York.

Una, dos, varias pancartas. Todas estas llevan consignas en favor del medioambiente. Cinco minutos. ¿Qué puede pasar en ese lapso? Si estás en el lugar correcto, más de 1 500 personas podrían verlas.

La artista ecuatoriana Alexandra Trujillo Tamayo se paró en Times Square, en Nueva York, con un puñado de mensajes ecofeministas. “A diario los cuerpos son violentados, cada día violentamos los bosques”, dice la también bailarina, quien en esta ocasión apostó por un acción sin movimiento.

Antes de viajar a Estados Unidos, trabajó de cerca con comunidades indígenas del Yasuní y con activistas que luchan por defender este espacio, una de las zonas más biodiversas del planeta.

Mientras aprendía de los taitas y las mujeres indígenas, era testigo del extractivismo. Escuchaba el canto de las aves y el croar de los anfibios, pero también oía el ruido de las máquinas. Esta experiencia la motivó a pararse en Times Square. “En medio de la esquizofrenia social, solo nos queda la naturaleza y la cultura”.

El poder de las pancartas

“Huelga escolar por el clima”. Esa es la leyenda del cartel de Greta Thunberg cada viernes. Lleva varios años bajo esa consigna. Lo hace desde que cumplió quince. La voz de esta activista sueca es un eco que se replica mundialmente.

“Por nuestros niños hasta la vida” o “Con mi corazón en Yambo” se leía bajo las manos de la fallecida Luz Elena Arismendi. Esta madre salía a reclamar todos los miércoles tras la desaparición de sus hijos Santiago y Andrés Restrepo. El Estado indemnizó, pero el crimen es un misterio. Estos mensajes aún no se apagan en busca de la verdad.

Seth se convirtió en un fenómeno de redes sociales. Conocido como ‘el tipo de los carteles’, ha mostrado su descontento en contra de grandes corporaciones sosteniendo sus mensajes por las calles de Nueva York. También ha enseñado pancartas con reflexiones sencillas, esas que se piensan y no se atreven a decir.

Abel Trillini es el motivador del nudo vial de Mendoza, Argentina. Antes de ir al trabajo, se para en este desfogue de vehículos. Sus pancartas siempre llevan consignas positivas. Ahí, en medio de una ruta cargada de bocinas, tráfico y siniestros, comparte sus mensajes de esperanza.

Alexandra Trujillo no tiene esa constancia, pero entiende la esencia y el poder de los mensajes que aparecen en los carteles. Es consciente de que un performance es una ráfaga, pero sabe que, a pesar de su naturaleza efímera, ofrece una experiencia única que trasciende lo temporal. 

Al explorar temas complejos y emocionales de una manera directa y visceral, se da paso a la reflexión, gracias a que “se pueden transmitir emociones y conceptos con el propio cuerpo”.

Su trayectoria

Artista ecuatoriana transdisciplinaria (Quito,1990). Empezó su formación en Bordeaux, Francia. Estudió curaduría en arte contemporáneo en el IMCR de México y tiene una maestría en Comunicación Visualidad y Diversidades por la Universidad Andina Simón Bolívar. Ha realizado exposiciones y presentaciones en Francia, Argentina, Bolivia, Estados Unidos, México, Colombia, España, Ecuador y Brasil. Fue parte de la New York Latinamerican Art Triennal y realiza la residencia artística NYLAAT.

performance2
Trujillo en una imagen para el cortometraje que presentará en septiembre.

Alexandra Trujillo en Nueva York

El cruce de Broadway, la Séptima Avenida y la Calle 42 forman Times Square. Se trata de la intersección más concurrida de Nueva York. Por ahí transitan más de 500 000 personas a diario.

Este espacio cobra una forma de corbatín, una tarima pare exponer arte. Además, se transforma en el mejor escenario para que toda clase de creadores exprese su trabajo.

El cuerpo de Alexandra siempre está en movimiento, es un péndulo. La danza está en sus raíces. Pero llega un momento para el descanso. Hay un respiro. Hay que pensar en el planeta cuando la humanidad está enferma.

Mueve sus manos mientras escribe: “Protejamos la Amazonía, alto la minería”, “Protejamos el agua y las comunidades indígenas”, “No más conflicto armado” “Ecuador”… Pero llega el momento del silencio.

Ese telón vivo que es Times Square se abre para ella, y solo tiene cinco minutos. Estática enseña cada uno de los carteles. Cientos pasan a su alrededor entre músicos, personas disfrazadas y gigantescos anuncios publicitarios.

Y, aunque el tránsito no para, sí hay personas que se detienen. Una familia estadounidense comparte el silencio y lee cada pancarta. Varios migrantes observan con atención. Una mujer, tras el performance, se acerca y la abraza y solo atina a decir: “soy activista ambiental, gracias por unirte, todo suma”.

Pero, ¿qué es lo que resta? Quizás, tomar conciencia de que 4,1millones de hectáreas de bosque primario se pierden cada año en el mundo; entender que en el Yasuní habitan 1 344 especies de animales y se estima más de 3 000 especies de plantas; que una de cada tres mujeres es golpeada en el mundo y que alrededor de 70 000 personas han muerto por culpa del conflicto israelí-palestino.

También, resta un archivo que haga memoria y trate de vencer a lo efímero. Por eso, Alexandra -quien después de dejar el silencio performático regresó a bailar por las terrazas de Nueva York-, trabaja en el cortometraje de esta experiencia, su danza y lo vivido en la Amazonía. Lo hace junto a la productora Pelichet, con la que labora en Estados Unidos.

La realización de ese corto se sumará a ‘Un secreto a voces’, que cuenta la historia del taita Domingo Andi. El documental se proyectó en el Latino and Native American Film Festival, de la Southern Connecticut State University, y estará en el Queer Voices Festival NY el próximo septiembre.

Etiquetas:

Imagen de perfil

Acerca de Damián De La Torre Ayora

Estudió Ciencias de la Educación, Lengua y Literatura y Comunicación Social. Fue editor y jefe de información de Diario La Hora y condujo el programa radial In-Cultos. Ganador del Eugenio Espejo UNP y Artes Vivas de Loja.
SUS ARTÍCULOS